Mi primera vez con Linux Mint y te lo cuento

Hola Taringueros, hacía tiempo que no escribía, les pido disculpas, los últimos meses estuve muy ocupado pero acá estoy de nuevo para escribir.

Hoy quiero contarles sobre Linux Mint, otro sistema operativo Free y Open Source. Desde hace un tiempo que vengo utilizando Ubuntu en mi computadora, hace algunos meses atrás tenía ganas de probar algo distinto y pero no muy diferente a mi querido Ubuntu, sobretodo luego de la versión 15.04 que no me convenció. Ya había sentido nombrar Linux Mint hace algunos años atrás, así que decidí instalarlo y les cuento mi experiencia.

Linux Mint esta basado en Ubuntu así que era ideal para dejarlo por otra alternativa Open Source parecida y con el slogan que posee una interfaz moderna y elegante.

Mint tiene 4 ediciones, la mismas son:

  • MATE Edition (Escritorio MATE)
  • Cinnamon Edition (Escritorio Cinnamon)
  • KDE Edition (Escritorio KDE)
  • Xfce Edition (Escritorio Xfce)

Podes elegir la que más te guste, algo que me pareció interesante es que tenemos una ISO con los codecs ya instalados en el sistema operativo que te va a ahorrar tiempo en personalizar tu sistema o si no queremos violar ninguna ley podemos bajar otra sin los Codecs, especialmente si estamos en un país con leyes de patentes fuertes como Japón o USA. Pueden descargar la versión 17.2 Rafaela acá.

Ubuntu

La instalación es realmente sencilla y rápida, prácticamente igual a la instalación de Ubuntu.

Una vez que se completo la instalación, revise un poco el sistema y me quede pensando unos minutos ¿que me falta hacer ahora?, Mint ya había instalado todos los Codecs y trae algunas aplicaciones de uso común que no están incluidas en Ubuntu como VLC, Gimp y otras, así que no tenía demasiado para hacer más que instalar algunas aplicaciones que utilizo y comenzar a probarlo, me pareció increíble para usuarios begginers que buscan algo parecido a Windows en uso y no les dificulte la vida con instalaciones complejas.

Lo primero que me impacto es la claridad y limpieza del escritorio con sus wallpapers, los colores de la barra de tareas, el botón inicio de Mint y los iconos de algunas aplicaciones standard como Firefox, la terminal y el explorar de archivos.

unix

La presentación del menú inicio me gusto mucho también, sus iconos y botones, estaba cansado de la interfaz rara y a veces complicada de Unity y buscaba volver a la vieja idea del menú inicio clásico sin tener que estar modificando el sistema como en Ubuntu. Hasta la presentación del shell me parecieron elegantes con poco.
Open Source

Linux
La performance del sistema es muy buena y estable, no se si fue mi percepción pero note una mínima caída de perfomance al reproducir películas o ver vídeos en youtube comparando con Ubuntu, algo igualmente imperceptible.

La forma de customizar el sistema para colocar las aplicaciones favoritas en la barra de tareas, en el menú inicio o en el mismo escritorio me parecieron una idea acertada, en especial para usuarios pocos expertos y muy familiarizados con Windows, algo que en otras distros no siempre es tan sencillo de realizar.

El explorador de archivos es muy parecido a otras distros solo que con la presentación de colores de Mint.

linux mint

La gran ventaja para los que estamos familiarizados con Ubuntu, es que la instalación de aplicaciones sigue siendo la misma con el comando APT a la cabeza, el repositorio de software es el mismo como la compatibilidad de aplicaciones que podes instalar fuera del repositorio lo que nos facilita mucho el cambio de plataforma.

Conclusión:

Para aquellos Linuxeros expertos, Mint no es para ustedes, se van a aburrir rápidamente y sobretodo si no tienen interés en la parte estética del sistema operativo.

Linux Mint es una potente e interesante alternativa para dejar Windows para los usuarios begginers o no avanzados, una distro que apunta a la estética moderna, suave y amigable para ellos, algo que personalmente creía que faltaba en el mundo Linux y que por ese motivo los usuarios todavía no se decidían por dejar Windows definitivamente. En Linux luego de instalarlo es solo comenzar a utilizarlo sin dificultad alguna.

Desde mi punto de vista estoy convencido que Linux Mint merece una oportunidad de ser probado, si con el tiempo sigue por este camino y alcanzando mayor madurez creo que podría ser un posible reemplazo a Ubuntu si no mejoran las cosas luego de la versión 15. Como punto fuerte definitivo es libre de costo y Open Source con todo lo que eso significa.

Espero estén bien. Nos Leemos!!!


Visita mis otros post aquí.


Requisitos del sistema:

512MB RAM (1GB recomendado para un uso fluido).
9GB de espacio en disco (20GB Recomendado).
Tarjeta gráfica con resolución 800×600 (1024×768 Recomendado).
DVD o puerto USB.

Notas:

La ISO de 64-bit puede butear con BIOS o UEFI.
La ISO de 32-bit puede bootear solo con BIOS.
La ISO de 64-bit es recomendada para cualquier computadora moderna.